Si a estas alturas de año, tu empresa de más de 50 o más trabajadores no tiene su propio canal de denuncias, más vale que corras. A partir del 1 de diciembre de 2023 será obligatorio para las Administraciones Públicas y todas las empresas que cuenten con una cincuentena o más de empleados. Ignorar esta obligación podría resultar en consecuencias graves. Aquí te contamos todo sobre la norma y cómo debes implementarla, además de informarte sobre las posibles sanciones si haces caso omiso.

Con la implementación del canal de denuncias obligatorio, las empresas se encuentran en el deber de trabajar en pro de la transparencia y la responsabilidad para con sus clientes, partners y socios. No es solo una formalidad, es una necesidad crítica en el mundo empresarial actual. Es una especificación ineludible de la Ley 2/2023, de 20 de febrero, reguladora de la protección de las personas que informen sobre infracciones normativas y de lucha contra la corrupción.

Objetivo del canal de denuncias

El canal de denuncias no solo es una herramienta para cumplir con la ley, sino también una vía que tiene como principal objetivo proteger a aquellas personas que informan y denuncian comportamientos incorrectos dentro de la organización. Es un mecanismo de comunicación entre la sociedad y la corporación, a través del cual se busca resolver confilctos leves y evitar así daños irreparables para la reputación de una empresa.

Sanciones por no tener canal de denuncias

No cumplir con esta obligación antes de la fecha límite puede resultar en sanciones económicas significativas. Las personas físicas podrían pagar entre 1.001 y 300.000 €, mientras que las personas jurídicas pueden hacer frente a sanciones entre 10.001 y 1 millón de €. Además, se puede recibir la inhabilitación para contratar con el Sector Público y para acceder a subvenciones o Fondos Next Generation. De igual forma, habrá sanciones para aquellos que realicen denuncias falsas.

¿Cómo puede RBH Global ayudarte?

Si aún no tienes tu canal de denuncias, preocúpate, pero no mucho, ya que RBH Global puede ayudarte. Iniciamos con la implantación y personalización del software, ajustándolo de manera precisa a las necesidades específicas de tu empresa. Además, proporcionamos formación especializada a tu equipo para asegurar un uso efectivo del programa. Nuestros servicios incluyen además asesoramiento adaptado a las particularidades de tu negocio, con el objetivo de optimizar el funcionamiento del canal de denuncias.

Para mayor comodidad y eficiencia, ofrecemos la opción de gestionar externamente tu canal de denuncias. Además, ponemos a tu disposición un consultor de RBH Global dedicado, disponible en todo momento para resolver cualquier duda que puedas tener. En conjunto, estos elementos forman parte de nuestra dedicación a facilitar un cumplimiento normativo sin inconvenientes y ofrecer soluciones integrales a tus necesidades empresariales.

No te arriesgues a ser parte de las estadísticas negativas e implementa tu canal de denuncias con RBH Global